La salud, en terapia intensiva: por la falta de insumos se reprograman operaciones, retrasan cirugías y hay escasez de vacunas

02/07/2012 El bloqueo a lo importado, impuesto por Guillermo Moreno suma preocupaciones al sector. Hospitales públicos y privados deben posponer tratamientos de alta complejidad. Faltan insumos básicos. Hay dificultades para completar el calendario vacunatorio. Farmacias, con stock mínimo.
La frase utilizada por los médicos, “la situación es sumamente delicada“, grafica la situación con exactitud.

En este caso, no se hace referencia a un paciente sino a la provisión de insumos, medicamentos, vacunas y equipamiento para el servicio de salud en la Argentina.

Y este diagnóstico no hace más que mostrar un empeoramiento del estado de situación desde que el Gobierno decidiera bloquear el ingreso de artículos importados.

En el sector se vive un estado de zozobra, producto de una acumulación de faltantes que, lejos de haberse reducido, ha ido profundizándose aún más.

Desde marzo, iProfesional.com viene dando cuenta de esta situación. En ese mes,se reveló la preocupante escasez de insumos tales como analgésicos, material sanitario básico e, incluso,de remedios necesarios para la atención de enfermedades complejas como el cáncer, ladiabetes o el Mal de Parkinson.

En ese entonces, este medio dio a conocer un listado con los medicamentos que desaparecieron de las farmacias y droguerías o que fueron reemplazados por genéricos (Ver nota: El “Vademécum” de los faltantes: ésta es la lista de las vacunas y los medicamentos que escasean en Argentina).

Lo cierto es que transcurrió el tiempo y las cosas fueron complicándose aun más, producto de las medidas tomadas por Guillermo Moreno, a cargo de la Secretaría de Comercio Interior.

En este sentido, desde la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) confirmaron aiProfesional.com que ya se están suspendiendo y reprogramando todo tipo de operacionesen hospitales públicos y privados de Buenos Aires y el interior.

Desde la filial porteña de la entidad su titular, Rodolfo Arrechea, detalló a este medio que estos cambios responden “a que no hay elementos básicos como hilos de sutura, guantes, placas radiográficas o algodón especial, aunque suene increíble”.

“Faltan productos que no se pueden cubrir con material nacional. Así de simple. No hay señales de que todo esto vaya a cambiar en algún momento, por lo que todo hace prever que las cosas se pondrán más complicadas todavía. Y ya no es sólo un problema de una provincia en particular, pasa en Buenos Aires, en Córdoba, en Misiones, Corrientes, Entre Ríos, Santa Fe…”, detalló.

El tenor de estos faltantes fue reconfirmado a iProfesional.com por Marcelo Peretta, presidente del Sindicato Argentino de Farmacéuticos y Bioquímicos. “Ya no existe el stock habitual de gasas, jeringas o parches”, comentó.

El especialista incluso se refirió al faltante de algodón, un producto que sí se elabora en la Argentina.

“Por supuesto que hay marcas locales, pero lo que sucede es que en el ámbito hospitalario no se utiliza el que uno compra en el supermercado. Para operaciones se emplea uno de otro tipo, que tiene un tratamiento especial, mucho más absorbente y preparado para procedimientos delicados. Ese material viene del exterior y es el que hoy no está ingresando al país”, precisó.

Además de estos elementos, desde ATE resaltaron la escasez de instrumental para áreas comotraumatología. Prótesis, clavos quirúrgicos, material odontológico, e incluso alcohol, se suman a la problemática.

La ausencia de este último producto fue denunciada recientemente en hospitales como el San Martín de La Plata.

“Lamentablemente, hay mucho temor para decir qué es lo que está sucediendo. Pero en cuanto aumente el total de cirugías suspendidas, no habrá más remedio que reconocer la situación. Lo mismo corre para el listado de vacunas que no se consiguen”, sostuvo Arrechea.

En tanto, Miguel Ponce, gerente de la Cámara de Importadores de la República Argentina afirmó: “Estamos al borde de quedarnos sin papel para radiografias ya que las dos empresas que traen estos productos, que sólo se consiguen en el exterior, no pueden ingresar la mercadería. Hay stock para atender las necesidades de las clínicas y hospitales para unos 10 días en todo el país, no más”.

Un mal de alcance nacional
El titular de ATE Buenos Aires extendió el mapa de faltantes a los hospitales y centros sanitarios de las principales provincias de la Argentina.

En este sentido, Córdoba es otro de los distritos que ya encendió la alarma respecto de lasuspensión de tratamientos por el desabastecimiento de insumos básicos.

Al respecto, Agapito Rodríguez, presidente de la Asociación de Clínicas y Sanatorios de esa provincia, precisó el tenor de la escasez de productos hospitalarios: “Cada día nos vemos más restringidos, porque el 80% de los artículos que se usan en cirugías son importados. Eso hace que se retrasen las operaciones programadas”, expresó.

Rodríguez afirmó que “faltan insumos de primera calidad para suturas traumáticas, prótesis, lentes, entre otras cosas”, al tiempo que sostuvo que el problema “se va a ir agravando“.

En tanto, en la provincia de Buenos Aires, fuentes gremiales también dieron cuenta de un panorama preocupante.

“Cuando no falta alcohol, falta algodón. Trabajamos muy mal”, declaró Andrea Martínez, delegada del hospital San Martín de La Plata.

Oscar De Isasi, secretario general de ATE Provincia de Buenos Aires, sumó al problema de la escasez de productos importados un componente político. El dirigente advirtió que, en paralelo a las trabas, el presupuesto bonaerense para el área de salud disminuyó respecto de 2011.

Desde Trenque Lauquen, al oeste de la provincia de Buenos Aires, una fuente del hospital municipal de esa ciudad precisó a iProfesional.com que el nosocomio sufrió en los últimos meses “faltantes de suero en más de una oportunidad y también de tiras reactivas para medir la diabetes”.

Las complicaciones también se hacen sentir en la provincia de Santa Fe. En este sentido, el ministro de salud local, Miguel Cappiello, alertó que en poco más de treinta días los hospitales santafesinos dejarán de tener stock de insumos clave para operaciones. Y lo mismo afirmó Adela Armando, a cargo del área de salud pública de la ciudad de Rosario.

En la provincia de Corrientes tuvo que hacerse una reprogramación de turnos por inconvenientes para conseguir repuestos del único ecógrafo del hospital pediátrico Juan Pablo II.

“Estas restricciones irán agravando la situación, de no mediar cambios”, declaró Eduardo Pujol, subsecretario de Gestión Hospitalaria de esa provincia. También en dicho territorio se denunció la escasez de instrumental quirúrgico y de monitores para el desarrollo de cirugías.

Vacunas que no aparecen
A principios de abril, iProfesional.com había revelado el surgimiento de otro fenómeno preocupante, también dentro del ámbito sanitario: la escasez de vacunas obligatorias como laTriple Viral, la BCG, y la Cervarix -que protege contra el virus papiloma humano (VPH)-, entre otras, que forman parte del calendario vacunatorio oficial.

A más de dos meses, tal situación -lejos de haber mejorado- empeoró.

“Tenemos faltantes como vacunas importadas para la BCG, la Inmucyst”, afirmó hace pocos días la doctora Haydee Wimmers, jefa de farmacia del Hospital Alemán. El compuesto mencionado funciona como agente inmunizador para la prevención de la tuberculosis.

Wimmers también detalló la carencia de la triple bacteriana contra el tétanos, la difteria y latos ferina en niños, adolescentes y adultos.

Ya en centros privados, como Vacunar, advierten a los clientes desde la página Web: “A raíz de las dificultades actuales sobre stock de vacunas, ajenas a nuestra institución comunicamos que, transitoriamente, existe faltante en determinadas marcas que aquí se exponen. Solicitamos a nuestros pacientes tengan a bien entender la situación, que esperamos se restablezca a la brevedad”.

Entre las inmunizaciones que no están disponibles en Vacunar, figuran la Antitetánica Hospitalaria, Verorab (antirrábica), Doble Adultos Hospitalaria, Actacel (difteria, tétanos),Doble Niños, y Trimovax (triple viral), entre otras.

La página web de Vacunar también hace referencia a la carencia de Menveo, un compuesto que se utiliza para la prevención de la meningitis y que se produce en la planta que la firma Novartis posee en Italia.

El detalle del desabastecimiento, en el portal del centro privado:


Farmacias complicadas
En paralelo al contexto de desabastecimiento de insumos quirúrgicos y vacunas, Peretta, del Sindicato Argentino de Farmacéuticos y Bioquímicos, destacó las complicaciones que siguen sufriendo las farmacias.

“Por efecto de las trabas, ahora manejan un stock de medicamentos que les aseguran productos por no más de 48 o 72 horas. Antes, lo normal era disponer de provisión para un mes”, aseguró aiProfesional.com.

“Lo mismo está sucediendo con los laboratorios de análisis clínicos. Hasta antes del bloqueo a los importados se contaba con disponibilidad por alrededor de 6 meses. Ahora no se llega a un mes”, agregó.

Según Peretta, queda esperar que estos institutos “en algún momento se hagan oír y destraben toda esta situación”.

El especialista aseguró que por el bloqueo vigente escasean los reactivos básicos para el desarrollo de estudios complejos.

En esa dirección, y por mencionar un caso concreto, iProfesional.com pudo constatar que por la falta de los reactivos en cuestión, el hospital Alemán mantiene suspendidos los exámenes de celiaquía.

Fuente: Iprofesional

Publicado el Salud..

Los comentarios están cerrados.